sábado, 20 de octubre de 2012

DERRUMBES IMPERFECTOS

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
DERRUMBES IMPERFECTOS
 
 
 
 
 
Como un oasis alucinando
ser poseedor de un desierto
ignorando el hecho
de que su existencia
transcurre en un vaso.
Como el vacío creciendo
en las entrañas del silencio
hasta desgarrarlo en pedazos.
Así el ojo del tiempo
parpadeó un vendaval
y crepitaron fatigadas
las palabras
entonces nuestro cielo
cercano y perezoso
se derrumbó sobre nosotros
y fuimos escombros
de costumbres y pretextos.
Este mundo huérfano
que  llevo dentro
está cansado
de parir recuerdos.
Más allá  la soledad
se erige como un roble
pero son demasiadas hojas
para un árbol.
Voy a arrancarme la piel
para cambiar de paisaje
al menos por un rato.
 
 
 

Eve V.Gauna Piragine